Por qué es importante el aura

aura

Desde la Antigüedad el hombre ha sabido reconocer que todos los seres animados e inanimados que pueblan el Universo están rodeados de una capa de energía. Esta envoltura forma un campo electromagnético invisible al ojo humano que tiene forma de óvalo y va cambiando con el paso del tiempo. El hombre de las cavernas representaba esta energía luminosa en forma de halo alrededor de las figuras que pintaba en paredes y techos. Los indios americanos y los chamanes la simbolizan en sus tocados de plumas. Los faraones la representaban en sus tiaras. La cultura católica en las aureolas de santos y ángeles.

Esa energía luminosa o campo electromagnético es lo que se conoce como aura. El aura sería una energía activa que impregna todo el universo y que influye en la vida de los seres vivos. Para los chinos sería el chi, huaca para los incas, prana para los hindúes y ruasch para los hebreos.

Para muchos el aura es la combinación de los distintos cuerpos que forman al hombre: cuerpo etéreo, emocional y físico más la información impresa en el alma. Es decir, que el aura es la manifestación física de la parte emocional del hombre, la manifestación física de su alma. El aura ofrece información acerca de los pensamientos, sentimientos y experiencias de la persona a la que rodea. Al tratarse de energía ligada al ser humano, el aura está muy relacionada con los nadis y los chakras repartidos por todo el cuerpo. El aura, además,  muestra información de todas las cosas vividas, buenas y malas, y es un reflejo que puede hacerse sentir en nuestra salud

El aura es vibración, por lo que interacciona con otras energías que también vibran como el aura de otras personas o del espacio que rodea a una persona. Estas energías afectan y moldean la vibración del aura. Cuando entras en contacto con otra persona tu aura reacciona con la suya. Si la frecuencia de tu aura es compatible con la de esa persona, os compenetraréis rápidamente. Si no, esa persona te será desagradable y no querrás estar con ella. Todo en el universo tiene aura, incluso los objetos inertes. El aura no es estática. Cambia con el tiempo, con la evolución de la persona y con su entorno. También puede modificarse con ejercicios de visualización y rituales de purificación.

Esta energía luminosa que te rodea no puede fingirse, es decir, eres es lo que refleja tu aura. Es tu firma espiritual. Cuando ves a una persona con un aura brillante y limpia, puedes estar seguro de que esa persona es buena espiritualmente. Sin en cambio, una persona con un aura gris o muy oscura, aunque quiera mostrarse como buena persona, ten por seguro que esconde malas intenciones.

Por qué es importante el aura 

Es necesario que el cuerpo humano vibre con una frecuencia positiva. Si aurala energía que te rodea es negativa afectará no sólo a tu aura sino también a tu salud física y mental. Las frecuencias relacionadas con el amor ayudan a mantener el aura limpia. Lo que supone un cuerpo y una mente en equilibrio. Las frecuencias relacionadas con el miedo, el enojo, la ansiedad, cargan al ser humano de “suciedad energética” que pueden provocar desequilibrios y enfermedades.

El campo electromagnético que forma el aura está coloreado, no es transparente, pese a que la mayoría no podamos verlo. Cada color representa un diferente aspecto o cualidad de la persona o cosa. Leer auras puede ayudar a determinar qué debes hacer para mejorar tu condición actual o cómo es el ambiente que te rodea. Aprender a leer no es fácil, requiere tiempo y esfuerzo. Con un poco de paciencia y práctica podrás distinguir las auras de los demás.

Partes del aura

Todas las auras están formadas por capas. La mayoría de autores defienden que el aura tiene siete capas relacionadas directamente con los siete chakras que ya conoces (algunos dicen que son 12 o muchas más). Estas capas o cuerpos sutiles se interconectan y afectan mutualmente. La primera capa se conoce como cuerpo etéreo y es la más próxima a la persona en la que se reflejan la salud física y los instintos básicos. Suele ser de color azul o plateado claro pero si existe una enfermedad se vuelve oscura. La siguiente capa es el cuerpo emocional que es la que refleja el estado anímico de la persona y sus reacciones emocionales frente a otros individuos y situaciones. Es la capa del aura más inestable, y cambia continuamente según el estado de ánimo de la persona.

En el cuerpo emocional se quedan almacenados los residuos de las emociones más fuertes como la rabia y miedo. Estos residuos son los que afectan a la salud física y emocional de quien los padece. Cada emoción genera un color concreto por lo que esta capa del aura puede tener diferentes colores. Los colores más brillantes y puros indican emociones elevadas y paz. Los colores turbios son característicos de emociones violentas o bajos instintos.

La siguiente capa del aura es el cuerpo mental. Se relaciona con la conciencia y refleja los pensamientos e intenciones conscienaura tes de la persona. Suele ser de color amarillo y naranja. Las personas intelectuales tienen un cuerpo mental de color amarillo brillante.

El cuerpo astral

Esta capa del aura está ligada al cuerpo físico por un cordón plateado. Los deseos inconscientes y el avance espiritual de la persona se reflejan en esta capa. Además está ligada a la fuerza de voluntad. Esta capa del aura es una puerta a otras dimensiones por lo que puede desprenderse del cuerpo físico y transportarse en las llamadas proyecciones astrales.

El cuerpo astral suele ser de varios colores mezclados ya que la voluntad y el inconsciente generan muchas emociones y sentimientos distintos.

La siguiente capa es el cuerpo espiritual es la capa del aura que facilita la conexión y la comunicación tanto con nosotros mismos como con los demás y con nuestro propósito superior.

La siguiente capa corresponde al cuerpo mayor o celestial  que es el que conecta la conciencia humana con el alma o plano espiritual. Suelen almacenarse en él los sueños y memorias de vidas pasadas o de experiencias extracorporales.

Por último, se encuentra el cuerpo divino. Esta capa conecta con el universo, con la sabiduría divina. Cuanta más separada esté  la persona de su camino espiritual más oscuros serán los colores de esta capa.

En la próxima entrada analizaré los diferentes colores del aura y dejaré algún ejercicio para poder ver el aura. No te lo pierdas.